ar-Crisis migratoria en Venezuela

01/12/2018

El número de migrantes y refugiados venezolanos repartidos en todo el mundo ya ha alcanzado la cifra de tres millones, según informaron este miércoles Agencia de la ONU para los Refugiados y la Organización Internacional para las Migraciones.

La gran mayoría de venezolanos, unos 2,4 millones, se encuentran dispersos entre diversos puntos de América latina y el Caribe, mientras que los 600.000 restantes optaron por desplazarse a otras regiones del mundo.

Colombia es el país que acoge a la mayoría de los venezolanos, con más de un millón de migrantes y refugiados. A continuación, se sitúa Perú con más de medio millón, en Ecuador superan los 220.000, Argentina tiene 130.000, Chile más de 100.000 y en Brasil suman 85.000.

El número de llegadas a América Central y el Caribe también se incrementó.

El representante especial conjunto de ACNUR y la OIM para los refugiados y migrantes de Venezuela, Eduardo Stein, encomió la política de puertas abiertas de los países de la región, pero señaló que "su capacidad de acogida es muy limitada y requiere una respuesta más sólida e inmediata de la comunidad internacional si se quiere que esta generosidad y solidaridad continúe".

Estas cifras representan solo una pequeña parte del total de venezolanos que podrían necesitar protección internacional, dado que muchos no se registran como solicitantes de asilo, a pesar de que indican haber huido de la violencia y la inseguridad, así como a causa de la imposibilidad de satisfacer sus necesidades diarias de subsistencia.

Gracias a la larga tradición de solidaridad en Latinoamérica, los ciudadanos venezolanos en países vecinos podrían beneficiarse de diversas formas de residencia temporal en ellos.

Sin embargo, debido a trabas burocráticas, largos periodos de espera y al elevado coste de las tasas de solicitud, muchos venezolanos optan por permanecer en situación irregular en lugar de recurrir a procedimientos de asilo o migratorios para regularizar su estancia.

Nuestra organización, se declara en total solidaridad con los Venezolanos que se han obligados a estar fuera de su país debido a las difíciles condiciones sociales que enfrentan actualmente en su territorio nacional.